19.11.14

Práctica poética, tópico político

El presidente del periódico dedica su intervención en el foro a los 73 periodistas asesinados durante el 2013. Le recuerda al público que hay otras jurisdicciones en el mundo donde la libertad de expresión y prensa fueron el sueño de cada periodista muerto.

En youtube hay un video de cuatro raperos universitarios cantando en la sala de un apartamento riopiedrense. En la pared del fondo hay un cartel que lee “área de expresión pública”.

Es política editorial en Puerto Rico vender las portadas de periódico para propósitos publicitarios. Los universitarios decoran las paredes de sus apartamentos con lo que aparezca: afiches promocionales, hojas sueltas.

El cartel apareció de la noche a la mañana en los portones de la universidad durante la huelga. Suponía designar el área aceptada para manifestaciones estudiantiles durante la ocupación del recinto por la policía. En ese entonces el periódico optó por “vender” muchas de sus portadas al gobierno.

De las expresiones del presidente se puede colegir que en Puerto Rico no matan a periodistas. Aun así, la libertad de expresión y prensa son un sueño.

Uno de los raperos en el video es mi estudiante y amigo. Se llama Vladi. Es del tamaño del puertorriqueño promedio. Es el hombre más grande en una tarima cada vez que agarra el micrófono, toma la palabra.

Según los principios éticos del género, los raperos verdaderos no venden el contenido de su lírica, suponen cantar acerca de todo lo que no aparece en los periódicos. Por eso asesinan a raperos como a periodistas alrededor el mundo. Por eso los compran también, supongo.

Vladi canta así: “Comunico/ pero no me limito a ser mero vocero de la lucha obrera/sino que en ella participo/ milito/pues ser solo espectador disque por neutralidad ayuda a que nos neutralice/ la fuerza del capital”

Es política cultural en Puerto Rico mantenerse neutral y agradecido por disque no vivir como se vive en otras jurisdicciones donde raperos, estudiantes y periodistas son perseguidos. En youtube, sin embargo, hay videos de estudiantes puertorriqueños corriendo de la policía. Vladi tiene una canción sobre el tema.

Yo tengo mis audífonos puestos porque así, confío, nunca le perderé el rastro a mi amigo. Tengo la voz de mi amigo en mis oídos y así, confío, tendré la valentía para vivir y escribir según el contenido de su lírica. Lírica rima con corazón en cualquier canción. A la fuerza. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario