21.9.12

a nuestro haber


estoy frente a tu puerta y no encuentro
las aves para entrar.
mi intención era apostarlo todo a una flor en tu pelo.
yo saqué mi billetera en son de tregua,
pero tu intervención en mi bolero dice así:
yo no sirvo para nada, Cotidiano,
concédeme una audiencia
Hoy! en todos los afiches, los tablones de expresión,
una verosimilitud me impide el sueño:
extraño tus pulgares sobre la mesa, Clemencia,
soy yo, con mi dedo corazón dirigido
hacia el firmamento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario